Colores y estilo para la habitación juvenil

colores y estilo para la habitacion juvenilElige una gama de colores

Antes de empezar a mirar muebles, es necesario elegir la gama de colores de la habitación. Lo normal, es elegir uno o dos colores y a partir de aquí jugar con los contrastes.
Pregunta a tu hijo qué color prefiere para decorar su habitación. La mayoría de adolescentes tienen un color favorito y este es el que suelen escoger para decorarla.

En negro y rojo: en la decoración de este dormitorio juvenil, se han escogido el negro y el rojo para decorar. Son muchos los jóvenes que piden una habitación pintada de negro, si bien no es una buena idea pintar las cuatro paredes, puedes escoger una de ellas. En este caso, los muebles blancos evitan una habitación demasiado oscura y cargante, de la misma forma que lo hacen las fotografías y el vinilo decorativo del árbol.
Rosa y femenino: en este caso, nos encontramos delante de un dormitorio plenamente femenino en el que el color protagonista es el rosa y todos sus derivados. También se juega con el blanco y el negro que aportan un poco de contraste a la habitación.

En naranja: en este caso vemos una decoración de dormitorios juveniles en naranja y blanco, se trata de un dormitorio amplio con mucho espacio de almacenaje y puede ser genial tanto para chicos como para chicas, sin distinción de sexo.

Elección del estilo decorativo

Aunque no es necesario escoger un estilo decorativo concreto si que es importante que los elementos que usemos en la decoración de dormitorios juveniles tengan cierta coherencia entre sí. Por ejemplo, no tiene mucho sentido poner una cama rústica en una habitación plenamente moderna. El estilo decorativo dará personalidad a la propia habitación.

Moderno: La decoración de dormitorios juveniles modernos se basa ante todo en la sencillez y el minimalismo: líneas rectas, muebles funcionales y el uso del espacio.

Estilo industrial: el estilo industrial está en auge hoy en día, se trata de un estilo bastante masculino, con colores fríos y materiales como el metal, el ladrillo o la madera.

Shabby Chic: la decoración Shabby Chic también está muy de moda, aunque es popular sobre todo entre las chicas, algo comprensible por su uso de colores pasteles y los ambientes femeninos que crea.